¿Qué mató a los antiguos «hobbits»? Investigación revela una serie de eventos dramáticos

0
¿Qué mató a los antiguos «hobbits»? Investigación revela una serie de eventos dramáticos
Cueva donde el Homo Homo floresiensis fue descubierto por primera vez. Crédito: Rosino / Wikimedia Commons

Midiendo solo 1 metro de altura con cerebros del tamaño de los chimpancés modernos, el Homo floresiensis una vez habitó a la remota isla indonesia de Flores. Más popularmente conocido como el pueblo «hobbit», una nueva investigación publicada en el Journal of Human Evolution sugiere que estos humanos antiguos murieron hace unos 50.000 años debido a una desastrosa trifecta de eventos dramáticos.

Descrita por primera vez en 2004, los restos de H. floresiensis se encontraron durante una excavación arqueológica realizada en 1965 en una cueva de piedra caliza llamada Liang Bua en la isla de Flores. La isla en sí misma es propensa al enanismo no solo en los humanos, sino también en animales como el elefante pigmeo. Los arqueólogos creían que los pigmeos habían vivido junto a los humanos modernos durante decenas de miles de años, antes de desaparecer hace tan solo 13.000 años. Pero en 2016, la investigación descubrió que realmente murieron justo cuando el Homo sapiens llegó a la isla.

También en esta época desaparecieron todos los animales grandes de la isla, incluidos elefantes pigmeos del tamaño de una vaca moderna, dos especies de aves carnívoras grandes (las cigüeñas marabú gigantes de 1.8 metros de largo y un buitre) y los dragones de Komodo.

«Es de gran interés por qué los cinco grupos de individuos desaparecen juntos», escribieron los autores. Pero creen que ahora sabemos por qué: «El cambio climático, el vulcanismo y la llegada humana moderna son todas explicaciones razonables posibles (pero no mutuamente excluyentes) para esta co-desaparición observada».

Reconstrucción de una hembra de Homo Floresiensis
Reconstrucción de una hembra de Homo Floresiensis. Crédito: Wikimedia Commons

Existen más de 28.000 restos de animales y 10.000 piezas de herramientas de piedra encontradas en sedimentos que se remontan a 190.000 años. Las muestras de sedimentos muestran una erupción volcánica hace unos 50.000 años que causó un flujo piroclástico: una nube de gas caliente y rocas que diezmó el paisaje y es probablemente responsable de las muertes en Pompeya. Los investigadores dicen que la erupción podría haber matado al H. floresiensis, pero los ecosistemas típicamente se recuperan en décadas de erupciones volcánicas, por lo que es poco probable.

Las cuatro especies de fauna mencionadas anteriormente vivían junto a H. floresiensis, pero estas especies aparecieron por última vez en el área de Liang Bua hace unos 50.000 años. Entonces, si no es una erupción volcánica, ¿qué causó esta extinción masiva? Humanos modernos, probablemente.

Un «cambio abrupto y estadísticamente significativo en las preferencias de materia prima debido a un mayor uso de sílex» se produjo hace unos 46.000 años, indicando que el Homo sapiens llegó a Flores hace unos 46.000 años. Es la evidencia más temprana de humanos modernos en Indonesia y también podría ser el catalizador en este cambio en todo el ecosistema.

El H. floresiensis comúnmente hizo sus herramientas de una roca volcánica llamada toba silicificada. Mientras tanto, los humanos modernos eran más aficionados al pedernal, y la presencia de estas herramientas sugiere que H. floresiensis abandonó la isla y regresó más tarde con nuevas herramientas, o que los humanos modernos aparecieron con ellos. Si ocurrió esto último, los humanos modernos hubieran sido mucho más capaces de cazar elefantes hasta la extinción, un evento que habría causado una cascada trófica, matando a las dos grandes aves carroñeras y forzando a los dragones de Komodo a reubicarse. Debido a esto, las personas «hobbit» probablemente no habrían tenido una fuente de alimento lo suficientemente grande y habrían muerto de hambre.

El estudio ha sido publicado en Journal of Human Evolution.